Preguntas Frecuentes

¿Cuánto cuesta una visita o sesión privada?

Normalmente, la primera consulta, si se efectúa mediante teléfono o correo electrónico para valorar la demanda, es GRATUITA y sin compromiso.
Otra posibilidad es solicitar una primera visita informativa. Su función es consultar directamente al especialista en psicología infantil o juvenil y encontrar información relevante acerca del motivo de consulta. El coste oscila en torno a los 60 € por sesión, pero muchos profesionales tienen tarifas especiales adaptadas a las circunst
ancias de los clientes, así que no dude en exponer su caso.
Los precios pueden reducirse si la intervención se aplica en grupos o si se precisan muchas sesiones. Hoy en día se tiende (dentro de la posibilidad de cada caso) a efectuar las intervenciones en el menor espacio de tiempo posible, combinándolo con las tareas para casa, el entrenamiento a padres o educadores y la supervisión mediante teléfono u otras técnicas (correo electrónico, etc...), por lo que un tratamiento convencional privado no tiene por qué resultar caro.

 

¿Cómo se efectua una evaluación psicológica?

La evaluación psicológica en la infancia o adolescencia tiene unas características propias que la hacen diferente, en algunos aspectos, de la de los adultos. El juego es una herramienta fundamental con los más pequeños. Para los adolescentes hay que crear un espacio de confianza mútuo previo a cualquier evaluación. Existen diferentes pruebas (cuestionarios, registros, test, baterías, etc...) que pueden ayudar en la recogida de datos y la formulación de las hipótesis. Sin embargo, en la infancia, son imprescindibles los datos aportados por familiares y maestros.

 

¿Qué tipo de intervención es la más adecuada en la infancia o adolescencia?

Tradicionalmente en la Psicología han coexistido diferentes modelos teóricos y ninguno de ellos tiene el patrimonio de la eficacia (razón por la cual, actualmente, la tendencia más extendida es la de utilizar un enfoque práctico y ecléctico). Es decir, en base al tipo de problema y las características del niño y sus circunstancias se utilizan las herramientas que han demostrado una mayor eficacia en cada caso concreto. No obstante, el modelo cognitivo-conductual y sistémico es el que proporciona, hoy en día, el conjunto de técnicas más fiables y eficaces para el tratamiento de la conducta tanto en la población general como en el ámbito clínico. Estas técnicas son aplicadas directamente por el psicólogo, pero también suelen ser enseñadas a los padres para poder utilizarlas en el ámbito familiar.

 

¿Es eficaz la intervención psicológica en la infancia y adolescencia?

El nivel de eficacia de la intervención psicológica dependerá de diferentes variables como el tipo de problema, gravedad del mismo, antigüedad, frecuencia e intensidad, así como la presencia de factores ambientales de riesgo. En general, podemos afirmar que los resultados de la intervención son mucho mejores que si se comparan con la situación de no intervención. Además la familia recibe información concreta acerca de las características del problema y recursos disponibles para afrontarlo. En algunos casos es necesario, conjuntamente con la intervención del psicólogo educativo o psicoterapeuta, la participación de otros profesionales (pediatra, logopeda, etc...).